Zoo y museo infantil (Schönbrunn)

Zoo en Viena - Schonbrunn

Si crees que el Palacio de Schönbrunn les resultará un “rollo”, verás que no, cuando los más pequeños descubran que aquí podrán visitar el zoológico más antiguo del mundo y además convertirse en “pequeños emperadores” por un día.

El zoo de Viena ocupa una extensa zona de los jardines del palacio y, siendo un zoológico histórico, cuenta actualmente con las más modernas instalaciones. Podréis ver más de 500 especies animales en cuidadísimos espacios que reproducen los distintos ecosistemas y hábitats naturales. Disfrutaréis introduciéndoos en la selva tropical o acercándoos al antiguo invernadero de naranjos, hoy lugar de “residencia” de los orangutanes. Osos pandas, ya nacidos en el zoo, hipopótamos, elefantes, tigres…También les encantará conocer la Wüstenhaus, la casa del desierto, para descubrir los secretos de este ecosistema no tan hostil como pudiera parecer. En el propio zoo se organizan visitas guiadas, talleres y distintas actividades para que los niños disfruten y aprendan.

Horarios y precios

En verano puede visitarse de 09:00 a 18:00, todos los días, en invierno cierra a las 17:00. El pase para todo un día cuesta 15 € para los adultos y 7 € para los niños.
Por su parte, el Museo Infantil, en la parte baja del palacio de Schönbrunn, supondrá para ellos una experiencia inolvidable. En realidad, el museo resulta muy entretenido e interesante para toda la familia. De la mano del fantasma Poldi, niños y mayores descubriréis cómo era la vida en palacio para los más pequeños. El museo es totalmente interactivo. Los niños participan en las distintas actividades que tienen como objetivo explicarles detalles del día a día de la vida de los hijos de la familia imperial (comparándola, además, con la infancia de cualquier niño vienés de la época. Una excelente manera de explicarles la Historia desde su punto de vista).

Podrán jugar con los juguetes “imperiales”, vestirse con la ropa que llevaron los pequeños (reproducciones), conocer sus hábitos de higiene (¿les obligarían también a lavarse los dientes?) o poner la mesa de gala como la pondría  la familia imperial para las grandes ocasiones.
En julio y agosto el museo permanece abierto todos los días de 10:00 a 17:00 (última visita a las 16:00), el resto del año, sólo sábados, domingos y festivos. La entrada cuesta 7 € para adultos y 5,50 € para niños (hasta 18 años).

Foto: Cuba far away







No hay comentarios: